En la vida hay momentos increíbles, pero sin duda el más importante y trascendental en la vida de una mujer, y también de un hombre, debe ser el hecho de convertirse en padres. Hoy te traemos diez nuevos consejos para poner en práctica durante el embarazo. Nueve meses de increíbles sensaciones para los que hace falta prepararse. Un camino de subidas y bajadas en el que posiblemente no todo sea de color rosa, pero con una meta que descubre el verdadero y experimentable milagro de la vida.

embarazo-01

1º Acude cuanto antes a tu médico

Lo primero que debes hacer es ponerte en manos de tu médico de confianza. Él establecerá los pasos a seguir. Lo más habitual es que tras establecer unos primeros análisis, derive directamente a la matrona y al servicio de tocología. Cuéntale a tu médico cualquier inquietud que tengas. No te quedes con ninguna duda. Pregunta todo lo que necesites saber. Si hay antecedentes familiares en cuanto a enfermedades o embarazos con complicaciones, también has de comentárselo. Acude a todas las citas, y en caso de darse algún sangrado o notar cualquier otro síntoma extraño, como ausencia de movimientos del feto en la época que ya tenga que haberlos, fuertes hinchazones, etc, acude inmediatamente y sin dudarlo a personal sanitario.

 

2º Duerme y descansa bien

Durante el embarazo te notarás mucho más cansada. Sobre todo en los primeros meses y en los finales.

Duerme todo lo que puedas. Sobre todo en los últimos meses, cuando se hace más difícil conciliar el sueño. La incomodidad en la cama puede ir en aumento así que debes aprovechar cualquier momento apto para echarse un buen sueñecito.

 

3º Come y bebe sano

Llevar una buena alimentación es básico durante el periodo de gestación. Lo ideal es no engordar más de 8 o 10kg en un embarazo normal. Hay que asegurarse de cubrir las necesidades de nutrientes esenciales, como pueden ser vitaminas, calcio o hierro. Esto incluso se debe tener en cuenta antes de que se produzca el embarazo, si es algo que se está buscando. Por ejemplo, en la gran mayoría de los casos suelen recomendarse suplementos de ácido fólico para prevenir problemas como la espina bífida.

No tomes embutidos. Nada de carnes y pescados crudos. Al menos hasta que el médico te confirme si puedes o no consumir estos alimentos en función de la prueba de toxoplasmosis.

Destierra las bebidas alcohólicas y evita en la medida de lo posible las bebidas con gas. Toma agua a menudo. Por lo menos 1,5 o dos litros diarios para mantenerte bien hidratada. Y no te olvides de incluir en tu dieta alimentos que te ayuden a evitar el estreñimiento, como los kiwis o el zumo de naranja.

embarazo-02

 

4º Practica ejercicio suave

Durante el embarazo es importante que no hagas sobreesfuerzos, en especial levantar peso o algún otro ejercicio de moderada exigencia, como la bicicleta.  Pero también es necesario mantenerse en forma. Lo más recomendable es caminar diariamente 20 minutos y sobre todo practicar la natación. Hay que darle al cuerpo actividad física, pero de manera lenta y progresiva.

 

5º Ropa y calzado cómodo

Elige prendas amplias y cómodas en detrimento de las ajustadas, favoreciendo la circulación sanguínea y el bienestar general de tu cuerpo. Debes evitar sobre todo aquellas  que opriman la zona abdominal. Afortunadamente en la actualidad existe gran variedad de ropa premamá con la que podrás comprobar como estar embarazada no está reñido con una imagen elegante. En cuanto al calzado debemos usar algo cómodo, desechando los tacones.

 

6º Preparación parto

A partir de la semana 19, suelen empezar las clases de preparación al parto. Asistir a ellas puede resultar muy beneficioso, sobre todo en casos de madres primerizas. De este modo podremos relacionarnos con otras mujeres en nuestra misma situación y compartir experiencias y consejos. Siempre que sea posible es bueno que tu pareja te acompañe a estas clases.

 

7º Mente sana

Durante el embarazo debes cuidar cuerpo y mente. La tranquilidad y la estabilidad a nivel psicológico son fundamentales para el buen desarrollo de nuestro bebé. En la medida de lo posible debemos dejar a un lado los problemas, centrándonos en lo único verdaderamente importante que es proporcionar a la vida que llevas en tu vientre el mejor entorno posible para su desarrollo.

Para conseguir este equilibrio entre cuerpo y mente puede resultarnos útil practicar ciertas actividades que te hagan sentir mejor. Leer, ir al cine, pintar o acudir a clases de relajación son sólo algunas de las opciones disponibles.

 

8º Higiene y tóxicos

Siempre es importante mantener una buena higiene, pero más todavía durante el periodo de gestación. Lávate las manos a menudo. Lava todos los alimentos. Evita manipular, inhalar o entrar en contacto con sustancias tóxicas. Si tienes algún tipo de alergia ten mucho cuidado también. Además debes eludir el contacto con enfermos contagiosos, especialmente en los primeros meses.

Si debes someterte a algún examen radiológico, aunque sea en alguna situación habitual como puede darse en el caso del dentista, debes poner en conocimiento del personal tu condición de embarazada.

También debes tener precaución si tienes contacto con gatos, ya que estos animales pueden ser fácilmente portadores del toxoplasma.

Y por último, pero no por ello menos importante, debes dejar de fumar siempre que puedas, y no acudir a espacios con humo. Existen casos especiales en los que el hecho de dejar el tabaco de golpe produce un efecto más negativo aún que seguir fumando (en dosis muy reducidas). De todas formas en este caso debes consultar con tu médico.

 

9º Cuida tu piel

El embarazo desencadena un cambio grande y rápido tanto en el interior como en el exterior de tu cuerpo, y sus efectos aumentan de manera exponencial con el paso de los meses. Trata de prevenir la aparición de estrías haciendo uso de cremas y aceites hidratantes después de un buen baño relajante. Si la aplicación de estos productos va acompañada de un buen masaje, mejor todavía. Cuida los pezones con miras a la lactancia, masajeándolos a partir del octavo mes, también con cremas y aceites destinados a tal efecto.

También es importante tener en cuenta que la depilación con cera caliente o fría no es recomendable, sobre todo en los casos en los que existen varices. Y por supuesto debes aplicarte protección solar siempre que te expongas de manera prolongada al sol.

 

10º Vida en pareja y comunicación con el feto

Haz partícipe a tu pareja de esta aventura. Hablad de lo que sentís. Comunicaos con el bebé en la segunda mitad del embarazo. Ponedle música relajante. Están demostrados los efectos positivos al trazar desde el mismo embarazo estos lazos con la criatura.

La actividad sexual también es recomendable a no ser que el médico o la matrona dictaminen lo contrario.

Por último debéis tener en cuenta que cada embarazo es diferente. No hagáis caso a la gente

embarazo-03